Hablábamos en un post anterior de Innovación en el Sector de la Construcción. Definíamos los principales desafíos a los que el sector se enfrentaba: Productividad y rentabilidad; Desempeño y mano de obra; Sostenibilidad y transparencia.

Mi opinión personal es que hay todavía un enorme campo de actuación en management (Gestión de avanzada de Proyectos; Método Lean en Construcción; Contabilidad Throughput…) Quizás no es lo que pensamos cuando pensamos en innovación disruptiva… pero creo que las mejoras han sido testadas y, en la construcción hay un enorme campo de actuación y mejora.

Así, la innovación disruptiva existe, y hay que monitorizar tendencias, modelos y empresas de un modo riguroso y periódico… pero, en su justo espacio, y sin dejarnos conquistar por fuegos de artificio.

Innovación en la construcción.

Cuando pensamos en innovación disruptiva, en “emprendedores y startups”, observamos que el sector está aprovechando el talento y las nuevas tecnologías par introducir nuevas propuestas. La industria de la construcción está aprovechando el talento y la tecnología para hacer que la gestión de la construcción y las operaciones más eficientes y sostenibles; y crear startups que revolucionen el sector de la construcción. Y las empresas existentes deben conocer y monitorizar estas nuevas tendencias y propuestas, para aprovecharlas como mecanismos de mejora.

CB Insights, sin duda una referencia en la monitorización de empresas y tecnologías emergentes, desgrana propuestas en el ámbito de Project management y Herramientas colaborativas; Variados Markets Places entre los que destacan los de equipamiento; Robótica: drones y realidad aumentada; Herramientas de Diseño; Herramientas de analíticas, datos y monitorización; y de Seguridad.

https://www.cbinsights.com/research/construction-tech-startup-market-map/
https://www.cbinsights.com/research/construction-tech-startup-market-map/

Podríamos agrupar estas innovaciones en torno a la robótica y fabricación 3D; a la prefabricación y construcción digital y el Project Management (BIM); y a la seguridad, monitorización, datos y construcción ecológica. Estos grupos, aunque evidentemente no son compartimentos estanco, podrían aportar soluciones de mejora en Productividad y Rentabilidad; en Desempeño y mano de obra; y en Sostenibilidad y Transparencia, respectivamente.

Desafío Primero. Productividad y Rentabilidad.

Prefabricación.

La prefabricación es una de las tendencias emergentes en el sector de la construcción en la actualidad. Cierto es que ya existen importantes -y muy interesantes- intentos de estandarización del periodo entreguerras –Bauhaus, DIN, etc-, y de prefabricación después de la II Guerra Mundial, para dar salida a la ingente cantidad de vivienda necesaria en aquella época. Pero en la actualidad, observamos como la prefabricación nos permitiría una mayor productividad, rigor y seguridad en la construcción. 

En la construcción tradicional, las condiciones climáticas y otros elementos externos aumentan los plazos y costos, influyen en la calidad, y requieren horas de mano de obra adicionales… También los gastos de desplazamiento de mano de obra y personal técnico,así como de maquinaria. La construcción tradicional también produce una gran cantidad de desperdicio de material y energía. 

La prefabricación, conceptualmente, mejoraría la construcción en términos de sostenibilidad, seguridad de los trabajadores y calidad. Prefabricando sería más sencillo incorporar materiales innovadores, tecnología de impresión 3D y técnicas de ensamblaje, de construcción e incluso de management novedosas. 

Dentro de la prefabricación encontramos dos tendencias. La primera habla de una construcción volumétrica completa, prefabricando estructuras 3D pesadas y complejas como habitaciones y hogares. La segunda tendencia, mucho más habitual a día de hoy, habla de la construcción de paneles en fábrica para su uso en paredes, suelos o techos.

Por ejemplo, la startup irlandesa Mechanical Modular Solution diseña y construye grandes piezas de edificios modulares en una fábrica. La startup Guerdon, con sede en EE. UU., o la británica Modulous construyen grandes proyectos modulares prefabricados… llegando a construir viviendas multifamiliares modulares. Mezclando la prefabricación e impresión 3D nos encontramos, entre otras, a los emprendedroes de Mighty Buildings.

Me gustan especialmente, y creo que además tienen un enorme potencial, las compañías especializadas en pequeñas viviendas unifamiliares. Hay muchos, muchos ejemplos. Abordarlos sería cuestión de otro post. Pero la “prometida” vivienda sostenible, prefabricada y a un precio muy competitivo que propone Onarc me tiene enamorado.  

Robótica.

La construcción sigue siendo una de las industrias más intensivas en mano de obra. Construir incluye muchas tareas repetitivas y lentas que se pueden realizar más rápidamente a través de la robótica y la automatización. Los robots de construcción también reducen los errores inducidos por el hombre y las pérdidas debidas a la fatiga, aumentando, además la seguridad de los trabajadores y reduciendo el tiempo de trabajo. 

Encontramos muchos ejemplos. O los más “tradicionales” robots albañiles de FastBrick, o de Construction Robotics, o de maquinaria pesada como Copper Gray Robotics.

También soluciona más imagnitivas o específicas, como Advanced Construction Robotics, que automatiza la instalación de barras de refuerzo. O Weston Robot proporciona robots pesados ​​autónomos para elevación de cargas, logística, inspección, con una interesante solución de exoesqueleto de respaldo para reducir la tensión al levantar objetos pesados.

– Impresión 3D

La impresión-construcción 3D, también conocida como construcción aditiva, es un método de construcción sostenible y eficiente. Se imprime/contruye, capa por capa, con materiales de construcción avanzados en colaboración con software y diseño BIM. Con este tipo de construcción se obtiene una altísima flexibilidad de diseño. 

Es una tecnología todavía en desarrollo, que utiliza diverso métodos… Se esperade ella un menor desperdicio, y eliminar el error -y el trabajo- humano, que redundará en una gran mejora de la productividad. 

 Es un modelo todavía por explotar, pero con un enorme potencial. En este momento hay muchas startups fabricando impresoras 3D y ofreciendo servicios de impresión, para proyectos a pequeña y gran escala. Por ejemplo, Twente Additive Manufacturing diseña y gestiona proyectos de impresión 3D para proyectos residenciales y arquitectónicos. O 3D Build Systems  construye robots para la impresión en hormigón. Indudablemente, una tecnología para tener en cuenta.

Como resumen podemos decir que el estudio Zaha Hadid está trabajando ya en esto, combinando todos los factores. Y si el estudio de Zaha Hadid y la Bienal de Venezia le presta atención a cómo construiremos los nuevos edificios, nosotros deberíamos también hacerlo.

Pero la innovación en construcción no solo será prefabricación, robótica e impresión 3D. ¡Hay mucho más!

close

Etiquetado en:

,